instalación-tramo-central-(176)

La pasarela ciclopeatonal ya está instalada al completo para unir Valparaíso y barrio Bajo

23/09/2021

Tras la colocación del vano central, una estructura de 28 metros de longitud que sobrevuela la A-8058, la pasarela ciclopeatonal ya une Valparaíso con el barrio Bajo y el parque empresarial Alavera. Los trabajos de montaje de las piezas ya han concluido, aunque quedan pendientes aún algunas actuaciones antes de que esta nueva infraestructura se pueda poner al servicio de la ciudadanía.

instalación-tramo-central-(198)

«Uno de los principales objetivos de esta pasarela», indicó el alcalde de San Juan de Aznalfarache, Fernando Zamora, «era unir dos barrios del pueblo, coser otra más de las fracturas que han dividido durante años a los distintos barrios de San Juan al ceder espacio para el paso de infraestructuras y además ofrecer una conexión segura a nuestros vecinos y vecinas. En este caso, Valparaíso con el barrio Bajo y el parque empresarial Alavera. Dentro de poco podremos decir que hemos conseguido realizar esa unión, que además va a permitir conectar también con los carriles bici que enlazan con Gelves y Mairena del Aljarafe».

Poco antes de las 0:00 horas del jueves 23 de septiembre la enorme grúa que iba a levanta la estructura de la pasarela se situaba en los carriles de sentido Sevilla de la A-8058. El último tramo de la pasarela estaba a punto de llegar a la rotonda que distribuye el tráfico rodado hacia Valparaíso y hacia Alavera y el barrio Bajo. Nueve minutos después de las doce de la noche aparecía en la rotonda el transporte con la estructura, 28 metros de pasarela que en poco más de dos horas iba a estar ya colocada sobre los dos extremos de la pasarela.

Antes de la 2:00 de la mañana se iniciaban los trabajos para soldar la estructura a los dos soportes. Un trabajo de precisión realizado con gran rapidez. Antes del amanecer había que dejar despejada la autovía para no provocar un colapso en el tráfico, principalmente en dirección Sevilla.

No ha sido fácil el camino de esta infraestructura que ha obligado a superar incluso renuncias de la primera empresa contratada y hasta el vacío de muchos meses de pandemia en los que se tuvo que paralizar la obra. En febrero de 2021 se iniciaban los trabajos de cimentación, que se vieron frenados por la rotura de una tubería. A pesar de todo, a principios de julio se colocaban las primeras piezas de la estructura y el 23 de septiembre se ha culminado ese trabajo.

El alcalde, Fernando Zamora, indicaba que «aún quedan trabajos pendientes, como las terminaciones finas de la propia estructura, pruebas de carga, adecentamiento de los accesos y la iluminación. Pero la obra está ya en su última fase».