noticia-ciudad-infancia.jpg

San Juan de Aznalfarache solicita a Unicef el sello de Ciudad Amiga de la Infancia

#Gobierno Interior 17/03/2016

El Pleno ordinario del mes de marzo aprobó cuatro mociones de los distintos grupos. Además de la relativa a infancia se aprobó una en defensa de las diputaciones provincial y dos relativas a la situación de los refugiados sirios, rechazando el preacuerdo de la UE con Turquía.

El Pleno del Ayuntamiento de San Juan de Aznalfarache acordó por unanimidad de todos los grupos solicitar al Comité español de Unicef el inicio de los trámites para obtener el Sello de Reconocimiento de ciudad amiga de la Infancia. La delegada de infancia, Rocío León, defendió una moción que es un paso más en el trabajo que desde la delegación se viene realizando hace meses. Ya se han mantenido los primeros contactos con Unicef para conocer los pasos a dar y se ha creado una Mesa de Infancia constituida por técnicas municipal de diversas áreas. Una vez aprobada la moción se podrá dar el siguiente paso que pretende concluir con la obtención de este reconocimiento.

Rocío León señaló que la mayor parte del trabajo está realizado, "solo teníamos que agruparlo, porque desde hace muchos años y desde la distintas delegaciones, venimos trabajando en multitud de actividades con los menores en la localidad. Por esta razón entendemos que no será complejo avanzar rápidamente hacia la obtención de este reconocimiento. Quizás lo más novedoso será la creación de un Consejo Local de Participación de Infancia y Adolescencia para lo que ya estamos trabajando desde la delegación".

Durante el Pleno se debatieron de manera agrupada dos mociones relativas a la situación de los refugiados sirios en las fronteras de la Unión Europea. La primera de ellas, presentada por PSOE y San Juan Puede, mostraba el rechazo al preacuerdo de los Jefes de Estado de la UE con Turquía para la devolución de todos los inmigrantes, exige a la Unión la adopción de acciones humanitarias y al Gobierno en funciones que muestre su rechazo a este convenio con Turquía. La segunda de las mociones, de San Juan Puede e Izquierda Unida, acuerda la retirada de las banderas de la UE del Ayuntamiento y los espacios públicos hasta que no se produzca la retirada del acuerdo. El alcalde, Fernando Zamora, señaló que la bandera de la Unión simboliza precisamente la defensa de unos valores, aunque aceptó la medida como fórmula simbólica de presión. En este punto, la Secretaría del Ayuntamiento matizo que debía realizar una consulta para determinar la legalidad de esta actuación. Ambas mociones, que se votaron por separado, fueron aprobadas por los votos a favor de los tres grupos proponentes y la abstención del grupo popular.

También se aprobó, con los votos a favor de PSOE y PP, una moción del grupo Popular, en defensa del papel que juegan las diputaciones provinciales. San Juan Puede e IU votaron en contra de la moción. En los puntos de acuerdo se reclama al futuro Gobierno de la nación el respeto a estas instituciones. Tanto el grupo proponente como el socialista destacaron la importancia de las diputaciones en la vertebración del territorio y en la prestación de los servicios básicos en los municipios de menos de 20.000 habitantes, aunque también en otros mayores como San Juan donde se han desarrollado planes de empleo y ejecutado numerosas inversiones con fondos de la Diputación.

Una moción en defensa de los trabajadores de contratas del 112 y 061 fue rechazada. La moción fue defendida por SJP.

Entre los puntos del Orden del Día se acordó una modificación de crédito que va a permitir que el Plan de Barrios, que gestionaban las asociaciones de vecinos a través de una subvención, pase a gestionarse por una empresa mediante la salida a concurso del contrato.